Oamuk

Los niños y niñas tienen una tendencia innata al amor, la salud y al crecimiento. Si esta tendencia se interrumpe, o se bloquea, aparecen problemas de atención, comunicación, aprendizaje, comportamiento, alimentación y eliminación.

El trabajo terapéutico infantil que realizamos consiste en comunicarnos con ellos a través de la palabra, el cuento, el juego y el movimiento. Por ejemplo, si a su edad su experiencia interna y su lenguaje son lúdicos, creativos y simbólicos, así es como nos relacionamos con ellos en consulta para que encuentren una solución más adaptativa a la situación que origina su ansiedad, agresividad, hiperactividad, miedos, autoestima, enuresis, etc.

Con los padres compartimos información de las necesidades de cada etapa del desarrollo de manera que puedan revisar las heridas de su niño interior y sanarlas. Y esta dedicación familiar, es vital en el proceso terapéutico.

Apoyamos al niño y sus progenitores en su proceso de crecimiento saludable:

  • permitiendo la expresión de sus sentimientos y emociones
  • escuchándoles desde el corazón
  • respetando su individualidad
  • centrándonos en sus potencialidades
  • reconociendo su responsabilidad y poder para cambiar
  • facilitando recursos
  • confiando en su proceso de autorregulación

Los niños saben mejor que nadie lo que quieren y necesitan. Es más, a menudo lo tienen tan claro, que lo piden a gritos. Cuando sus mensajes no encuentran respuesta, es fácil que desarrollen todo tipo de señales y síntomas para llamar la atención de su entorno y poder recuperar su equilibrio natural.

Girl_playing

 

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com